Turismo | Puentes colgantes: el camino que no salva ni el santo Cura Brochero
393
post-template-default,single,single-post,postid-393,single-format-standard,tribe-no-js,ajax_fade,page_not_loaded,smooth_scroll,

Blog

Posted by mcusmai in Turismo

Puentes colgantes: el camino que no salva ni el santo Cura Brochero

Después de sortear las motos y los descensos de quienes practican deportes extremos en la ruta provincial 14, se abre un brazo fugaz de asfalto que pronto se convierte en un camino áspero de sierra. Es la segunda vez que paso por ahí, así que mejor preguntar: ¿dónde está el camino de los puentes colgantes?

“¡Por ahí!”, gritan tres jóvenes sentados bajo la sombra de un árbol, mientras esperan realizar una nueva salida en sus tablas de longboard .

Sólo hay indicaciones humanas para llegar al centenario “camino de los puentes colgantes”, una maravilla de la ingeniería en Córdoba que se aprecia en su esplendor más allá del caserío de Copina y que ahora se apresta a recibir al Rally Mundial de Argentina.

No hay ninguna señalización. El camino serpentea por las Altas Cumbres unos 21 kilómetros. Hay que superar Copina y avanzar, cada vez con mayor cuidado por las profundas grietas del camino, para llegar hasta los siete puentes colgantes (seis están en uso). Con fe. Porque nada indica que esta sea la ruta que se inauguró finalmente en 1918.

La canonización de José Gabriel Brochero, prevista para el próximo 16 de octubre, genera un renovado interés en el camino, que es parte de la vieja senda de mulas que utilizaba el cura. Pero el futuro santo no salvará por ahora a los puentes colgantes: el proyecto en el que trabaja la Agencia Córdoba Turismo para crear el camino de los peregrinos, con siete postas informativas y servicios, utilizará el otro tramo: el que baja desde Giulio Cesare hasta 
Villa San Lorenzo, en Traslasierra. Esta otra mitad simplemente seguirá así, al menos por ahora.

A fines de marzo, cuando se realizó este recorrido, se podía llegar en auto con cuidado hasta el segundo puente bordeando los socavones. Después era muy riesgoso. “Está muy roto, yo me vuelvo”, advirtió el conductor de otro vehículo que acababa de doblar en “U”. Muchos autos están ahí, apostados fuera de la huella. Mejor seguir a pie: los puentes no están muy distantes entre sí. Hacia el este se ven el lago San Roque y el ejército 
de casitas de miniatura de 
Carlos Paz.

¿Quién debe mantenerlo?

Descuido. En algunas partes del camino, transitar se vuelve muy riesgoso. Hay que hacerlo con cuidado. (LaVoz)

La Dirección Provincial de Vialidad tiene en su órbita el cuidado del camino de los puentes colgantes. Desde el organismo informaron que se usan máquinas y personal propio. Ante la consulta por la falta de mantenimiento, se explicó que en los últimos tres meses, debido a las fuertes lluvias en toda la provincia, no hubo disponibilidad para mejorarlo.

Cómo llegar, una aventura

Para llegar se puede ir por la ruta provincial 34 hasta la vieja ruta 14 de Copina (asfalto) y preguntar por el camino de sierra que lleva hasta el caserío de Copina (no hay señalización). O ir por la ruta de las Altas Cumbres hasta el parador El Cóndor y tomar el sendero de tierra.

Antes del Rally Mundial, mejora

Entre los ciclistas existe la idea de que es mejor recorrerlo cuando falta poco para el Rally Mundial, porque entonces mejora. En eso coincide Gabriel Nicolai, un asiduo visitante de Copina y preocupado por la revalorización del lugar. “Ahora están pasando las máquinas por el Rally. Después no aparecen en todo el año. Tras el paso de los autos, nadie se ocupa de limpiar el basural que queda”, dijo. El Rally de Argentina recorrerá un tramo de 16,32 kilómetros entre El Cóndor y Copina el domingo 24 de este mes. Se esperan hasta 20 mil personas en el lugar.

Por la declaración de patrimonio

Al menos desde 2011, hay una movida desde diversos ámbitos académicos de Córdoba para intentar declarar al camino como patrimonio provincial.

“La intención es que se ponga en valor todo el camino de los puentes, que no se dilapide su valor y que haya recursos para conservarlo y respetar a la población de la Pampa de Achala”, dice el geólogo Ernesto Abril, de la Universidad Nacional de Córdoba.

Fuente: DiarioLaVoz

Ingresar un comentario

happy wheels